Pasos para reducir el desperdicio de comida si eres un comercio

Se puede cambiar el mundo, todos podemos aportar nuestro granito de arena para hacerlo. En el trabajo, por ahí con los amigos, en casa o en nuestro propio negocio, la cosa está en nuestras manos, y más si se trata de reducir el desperdicio de comida.

reducir el desperdicio de comida en los comercios

Muchos comercios, ya sean establecimientos como restaurantes o pequeñas tiendas como fruterías, panaderías e incluso supermercados, tienen una gran responsabilidad a la hora de reducir el desperdicio de comida. Al final del día quedan muchos productos en buen estado y sin caducar que por normativas o directamente, por su aspecto, no pueden venderse. En esta situación, en la mayoría de los casos, los alimentos se tiran, dando lugar a un gran desperdicio de comida.

Reducir el desperdicio de comida en los comercios

¡Comercios! Desde aquí hacemos un llamamiento para concienciar de que estas prácticas tienen que cambiar. Por eso, os contamos los pasos que tenéis que dar para contribuir a reducir el desperdicio de alimentos.

  1. Cambiar la mentalidad. Es lo primero que hay que hacer. Si te pones manos a la obra en tu negocio sin estar plenamente convencidx de la importancia de llevar a cabo estos cambios, probablemente abandones a la primera de cambio. Infórmate bien y descubre el impacto de tanto desperdicio en nuestro planeta (también puedes pasarte por nicetoeatyou.es).
  2. Piensa en pequeñas acciones. Una vez has tomado la decisión, puedes dar una vuelta a las acciones que tienes hacer para poner todo en marcha.
  3. Plantéate poner en venta productos a precios más baratos. Es una buena opción, puedes dar salida a productos que ya no ibas a vender a un menor precio, ganas tú y ganan los consumidores. ¿Cómo puedes hacerlo? A través de la web-app Nice To Eat You, que pone en contacto a comercios y consumidores para contribuir a reducir el desperdicio de comida.
  4. Da a conocer esta iniciativa. Que todo el mundo se entere de todo lo bueno que conllevan las acciones que estás llevando a cabo y educa a las personas que tienes alrededor (familia, amigos, clientes…) de que ellos también pueden contribuir a reducir el desperdicio de comida.
  5. Observa cómo todas las acciones que lleves a cabo merecen la pena 😉

Ya sabes, es el momento de dar el paso y empezar a reducir el desperdicio de comida. Recuerda que puedes ponerte directamente en contacto con consumidores a través de nuestra web-app ¡conócenos en www.nicetoeatyou.es!

Menú

Close offcanvas menu Close